• Maskao Magacín

Ojo con los chinos

El Hospital Huoshenshan de la ciudad china de Wuhan, fue construido en apenas 10 días y es el más reciente ejemplo de la eficacia china, un pueblo de 1.395 millones de habitantes capaces de hacer cosas increíbles. Por Maskao / Xinhua



El asombro no ha durado mucho, los días en que salió la noticia y a otra cosa, mariposa. Pero es para pensárselo. Y no necesariamente desde el temor, aunque 1.300 millones de chinos, son muchos chinos y además, capaces de levantar un hospital de la nada en diez días, es para tenerlo en cuenta. Ver tantas excavadoras al compás, en un ballet de hierro, son imágenes de alto valor emotivo, dadas las circunstancias.

La reacción inmediata, eficaz. Poder hacerlo significa conocimiento, organización y tecnología -como mínimo-, y esta gente parece estar muy bien instruida. Ojo con los chinos, hay que hacerse amigo de ellos.


"Con capacidad para 1.000 camas y atendido por 1.400 médicos, el nuevo hospital entró en funcionamiento el día 3 de enero de 2020"

El hospital Huoshenshan

Con unidades prefabricadas y unidas con tornillos, este hospital cuenta con sistemas de ventilación de última tecnología, como el uso de presión de aire negativa para garantizar que el aire ventilado fluya pero no salga de salas aisladas, cámaras de aislamiento y capacidad para 1.000 camas.

Es atendido por 1.400 médicos militares, 950 procedentes de hospitales del Ejército de Liberación Popular y 450 de universidades.


El nuevo hospital de Huoshenshan ocupa 34.000 metros cuadrados de superficie para todas las instalaciones del centro sanitario /Xinhua



El nuevo hospital de 34.000 metros cuadrados y dos plantas, comenzó a recibir pacientes el lunes 3 de enero, poco más de una semana después del comienzo de los trabajos de nivelación de tierras para levantar el centro. Se espera que un segundo Hospital, el de Leishenshan, abra pronto y se pueda contar con dos instalaciones para 1.000 y 1.500 camas respectivamente.


"El coronavirus ha matado a más de 900 personas e infectado a más de 40.000 en todo el mundo"

Estos hospitales ayudarán a aliviar la presión sobre el sistema de salud de Wuhan, ya muy saturado, mientras controlan la propagación de un virus que ha matado a más de 900 personas e infectado a más de 40.000 en todo el mundo.


Tres compañías se encargaron de construir la Montaña del Dios del Fuego, denominación del centro médico que se dedicará exclusivamente a casos de coronavirus. Las obras comenzaron el 23 de enero de 2020. El centro fue construido en base al de Xiao Tangshan, levantado en 2003 y también en el tiempo récord de una semana, en el norte de Beijing, para combatir el Síndrome Respiratorio Agudo y Grave (SARS).



La escala y la velocidad de la construcción han sido posibles gracias a unidades prefabricadas y miles de trabajadores que operan día y noche. Sin embargo, cuando se trata del diseño, los hospitales tuvieron que comenzar desde cero, como explica una persona del estudio técnico que prefiere permanecer en el anonimato: "Rediseñamos todo, no pudimos usar el plano de Xiao Tangshan directamente, el terreno y las condiciones de diseño son totalmente diferentes”.


Pero China lleva tiempo investigando en la construcción “exprés”. En 2015 se habló de una “revolución” cuando en la ciudad de Changhsa y en tan sólo 19 días, se construyó un edificio de 57 plantas. El Mini Sky City es una obra del empresario chino Zhang Yue y Broad Sustainable Building (BSB). Se utilizaron módulos de acero prefabricados para construir las plantas, a razón de tres por día.



Así lo explica Jiang Yan, vicepresidenta de BSB: “Las piezas de los edificios que tenemos en catálogo se fabrican en serie en nuestras instalaciones, con todas las tuberías, conexiones eléctricas y conductos de aire listos ya para su colocación.

Se transportan en bloques hasta el emplazamiento del edificio, y allí se ensamblan en tiempo récord por nuestro personal cualificado. Es como montar un Lego. Apenas hay subcontratación, lo que ayuda a mantener un coste bajo y un control de calidad estricto, además, nos permite eliminar la corrupción inherente al sector”.


"En Beijing se remplazó un puente viejo por uno nuevo, en menos de 43 horas"

Construcciones rápidas

Y el mismo año y en la misma ciudad china de Changhsa, en quince días se construyó una torre de 30 plantas para el Hotel Ark. BSB fue la encargada de la obra y usó un 90% de componentes prefabricados.


Levantado con módulos prefabricados, se trabajó por turnos durante el día y la noche para cumplir con las fechas estipuladas para terminar este hospital especial para pacientes

con coronavirus / Xinhua



También ese mismo año, en Beijing, se remplazó el puente de Sanyuan por uno nuevo en tiempo récord. Desmantelar la construcción llevó un día; el proceso, incluyendo la elevación del puente, para el que se importaron 1.300 toneladas de materiales, se completó en 19 horas. El tiempo total del cambio de un puente por otro, menos de 43 horas.

Y en enero de 2018, 1.500 obreros construyeron una estación de tren en 9 horas, en la sureña provincia de Fujian.


Turnos de día y noche para un auténtico ejército de profesionales de diferentes áreas, que han sabido sumar conocimientos para levantar este hospital en tiempo récord / Xihuan


El lunes 3 de enero, el periódico estatal Changjiang Daily, informó que las autoridades de Wuhan estaban construyendo otros tres hospitales de campaña, incluido un estadio y una sala de exposiciones. ¿Se esperan períodos largos de cuarentena? o


6 vistas
PORTADAweb
PORTADA36
PAG-1webmaskao
PAG-1peque
PAG-1
Contáctanos
LOGOnegro.png

Todos los derechos reservados Maskao Magacín 2020 / Cádiz España