• Maia Brisé

Necias y necios lo niegan

Actualizado: feb 20


Y lo niegan todo. Todo aquello que no entra en sus estrechas molleras formadas a base de estratos provincianos, de mundos pequeños y horizontes cercanos que no van más allá de sus barrios, pueblos o círculos cerrados de necedad empedernida.

Y lo niegan todo. Todo aquello que no entra en sus estrechas molleras.

Niegan la lucha femenina, el feminismo, porque el de ellas es el verdadero, es rancio pero es el que les va bien, el nacido del paternalismo y lo defienden diciendo que han conseguido muchas cosas sin ser feministas ni reivindicar igualdades ridículas, que todo es ponerse, luchar, trabajar y punto. Los siglos bajo el mando de sociedades patriarcales, no se valora, deben pensar que las mujeres de entonces, de antaño, no se lo curraron lo suficiente para alcanzar igualdades, ni tenían las tremendas cualidades de mujeres que se bastan y sobran por sí mismas.

Estas mujeres necias no necesitan que nadie las apoye ni reivindique nada; son poco empáticas, narcisistas y de alma fea. Según sus sesudas teorías con las que alimentan a los necios, las reivindicaciones feministas, de igualdad, son un grito radical de mujeres resentidas y amargadas. ¡Madre mía!

Muy bien, necias, ya se lo podéis explicar a las familias de tantas y tantas mujeres asesinadas a manos de sus parejas. Explicarles que esas mujeres no supieron luchar, no se lo curraron ni fueron capaces de plantar cara como hacéis vosotras, necias superdotadas. Y se lo explicáis también a todas esas mujeres, que no son pocas, que desempeñando trabajos iguales a sus compañeros, cobran menos que ellos.

Vuestro discurso es incompleto y un buen alimento para la involución, hacéis un gran trabajo que aplauden desde el conservadurismo e incluso, desde la ultra derecha. Pero os sorprendéis si os llaman reaccionarias, o más claro aún, fachas. Y es que además, sois inconscientes, creyendo que el ir a la contra os hace diferentes.

"Vuestros mordiscos son la marca de la ira, sin más"

Se puede opinar, se puede debatir, se puede disentir y aportar diálogo, pero negar evidencias, lo obvio y además llevar la navaja de la descalificación afilada, demuestra que más que ideas se defiende el odio. Vuestros mordiscos son la marca de la ira, sin más.

Con vuestra teoría y haciendo una regla de tres, tampoco haría falta contar con sindicatos, que allá se las apañe cada una y cada uno con sus jefes y sus empresas, es cuestión de saber negociar, trabajárselo un poco y punto.

Y es que hay que ser estúpida o estúpido, para creer que el ir por libre nos hace más grandes, más fuertes. Necias y necios, retorciendo hasta la saciedad argumentos falaces para quedar en pie y sin sonrojo. Parece que no os dais cuenta que hacéis el trabajo sucio a los poderosos, a los que os dictarán los pasos de vuestras vidas y según sus intereses donde no sois más que números destinados a producir y consumir. Pobres.

Y ahora también, cómo no, contra la joven activista Greta Thumberg. Que se puede opinar, estar de acuerdo o en desacuerdo pero, os habéis lanzado a degüello. ¿A ver quiénes están aquí más amargadas o amargados?

Y da igual que la chica se llame Greta, Gertrudis o Pepa, el problema es lo que reclama y reivindica, el movimiento que ha generado, las evidencias que pone encima de la mesa y que también negáis, vuestros cálculos de necios son otros y está todo perfecto. No vayamos a cuestionar el modelo que tenemos, para las necias y necios, funciona perfectamente, son neoliberales pero no lo saben, incluso algunas se creen progresistas.

"Lo de los necios se entiende desde la tara, pero lo de las necias es de juzgado de guardia"

Lo de los necios se entiende desde la tara, pero lo de las necias es de juzgado de guardia. Negando lo evidente, lo obvio y además, desprestigiando a sus pares del mismo sexo con saliva de bilis. Cuidado con morderos la lengua o alguna falange de las que usáis para tirar -escribir- ripio en las redes con desparpajo, porque os podéis envenenar, seguro.

Ay necias, más peligrosas que los necios. Cuánto mal hacéis sirviendo de ejemplo a la involución, poco tardarán los necios en hablar de vosotras, en haceros ejemplo de que el mundo está equivocado, que todo es cuestión de modas, de lobby con inmensos intereses y de manipulaciones. Y vais y os lo creéis.

Sí, de todo tiene que haber, pero que mala suerte toparse con la conjura de las necias y los necios, negándolo todo, menos su necedad que creen es inteligencia, sapiencia y luz en la oscuridad. Pobres o


0 vistas
Contáctanos
LOGOnegro.png

Todos los derechos reservados Maskao Magacín 2020 / Cádiz España